Visión, planificación y colaboración. Columna de Tomás Cortese


En el mundo, temáticas como el crecimiento, planificación y progreso de las ciudades se encuentran entre las prioridades de la agenda de desarrollo sostenible de Naciones Unidas -¿por qué?- Porque el 54% de la población mundial vive en zonas urbanas y se prevé que éste número aumentará a un 66% para el 2050. Con la finalidad de que nuestras ciudades crezcan siendo espacios de bienestar, desarrollo, seguridad  y amigables con el entorno, este gran invento humano requiere de un nivel de planificación y articulación de actores que presenta cada vez mayores niveles de dificultad. Necesitamos ejercitar aquel músculo que nos permita engranar con sentido y visión las inversiones en infraestructura, turismo, comercio, medio ambiente, educación, etc.


En todo esto el correcto engranaje público-privado juega un rol central. Si esto no se da, arriesgamos ciudades improvisadas, con agendas paralelas en donde público y privado compiten por recursos y causas, lo que rápidamente se traduce en infraestructura inadecuada, segregación, problemas ambientales y proyectos herméticos de poco valor agregado; una nube de iniciativas sin una hoja de ruta clara y consistente. Para que esta relación sea virtuosa es vital contar con un plan maestro que sea transparente, participativo y conocido por todos. Ello permite que los intereses de todos sean expuestos y armonizados. En Frutillar estamos ad portas de la ejecución de un conjunto relevante de obras de infraestructura y equipamiento, las que están articuladas por el “PLADES”, un plan maestro que proyectó el crecimiento urbano entre el 2013 y el 2030.


En tanto, en la región estamos en un momento clave para nuestras principales ciudades, las que están siendo presionados por un crecimiento demográfico e inmobiliario sin precedentes. Mientras se hacen planes y toman acuerdos para que las inversiones públicas se concreten, es clave que los actores privados grandes y pequeños miren el conjunto de la ciudad con generosidad y visión de futuro, siempre buscando articularse y agregar valor al colectivo. Tal como es esperable mayor claridad y agilidad en el sector público para movilizar acuerdos e inversiones, los privados tienen una oportunidad única para liderar en sus ámbitos, buscando  impactar positivamente el futuro colectivo.



#Planificaciónurbana #Trabajocolaboratco #Colaboración #Articulación #DesarrolloUrbano


Fuente: Diario El Llanquihue

Fundación PLADES Frutillar

Av. Bernardo Philippi 753, Frutillar, Región de los Lagos

  • Negro Twitter Icono
  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
UNSDG_Logo_2016_SP.png
200-ODS-11.gif

© 2019 diseñado por Beéche